Nada nutre más al amor que la paciencia.
 
Es la cualidad que nos ayuda a esperar, entender y tener esperanzas.
 
A veces parece quedar olvidada en un mundo que avanza a doble velocidad.
 
La paciencia significa mantener la serenidad y la contemplación frente a las desilusiones y los fracasos. No obstante, queremos acción, queremos soluciones, queremos respuestas. Y queremos que lleguen inmediatamente.
 
Esta filosofía es la responsable de juicios apresurados, que causan mucho dolor y desesperación innecesarios.
 
En el amor, las respuestas más importantes llevan tiempo, y ese tiempo debe estar lleno de esperanzas y vacío de presiones.
 
Muchos problemas son sólo sombras que generalmente desaparecen si se tiene paciencia.
 
Aquellos que realmente aman aprendieron a enfrentar los tiempos difíciles con alegría.
 
El premio más grande de la paciencia es el amor duradero.
 
 

 

Música:
I Can't Tell You Why
Eagles
Anterior
¡Tú puedes ayudar a que este sitio siga en Internet!
Inicio Reflexiones Católicas Evangelio del día
Introducción Mapa del contenido Reflexiones
Por amor a ellos Poesía
Pensamientos
De Mujer
De interés
Música y Poesía de voz
Frases cortas Violencia Intrafamiliar
Mi Libro de Visitas
Mis tutoriales
Premios a Nuestra edad Power Point
Especial de Navidad
Lo más reciente Contactar con la diseñadora
Acerca del sitio Sonetos de Pablo Neruda Precios y Servicios de Diseño
Buscar en este sitio
powered by FreeFind
Recomienda esta página!
Dile a un amigo de este sitio! Free Tell A Friend
from Bravenet

Para imprimir esta página:

imprimir esta página

Copyright 2003-2008 ©LnYamuni All Rights Reserved.